Todo lo que necesitas saber para dejar de fumar

Sólo hay una cosa que necesitamos saber para dejar de fumar: tenemos que querer hacerlo y ponerle la fuerza de voluntad necesaria. El resto, los diferentes métodos no sirven de nada si no tenemos claro nuestro objetivo.

Claro que, hablando de métodos, algunos ayudan más que otros. Para hallar cuál es el que más nos conviene, hemos de dar con la naturaleza de nuestra adicción, averiguar si predomina el “enganche” psicológico o es la adicción física la que más nos obstaculiza dejar de fumar.

La naturaleza de la adicción

Una buena pista puede darla el sustituir el cigarrillo por un caramelo con palo (un Chupa-Chups) que nos permita repetir el gesto de llevarnos a la boca. O saber hasta qué punto deseamos fumar recién levantados, tras 7 u 8 horas sin fumar.

Sea como sea, tanto para un caso como para otro, el índice de éxito del cigarrillo electrónico es muy alto. Entre otros motivos, los buenos resultados se dan gracias a que sustituye las apetencias que se asocian tanto a que circule la nicotina por nuestro torrente sanguíneo como al propio gesto de fumar.

Deshabituación física y psicológica

El líquido que produce el vapor del e-cig contiene, opcionalmente, trazas de nicotina, de modo que quien desee dejar gradualmente el tabaco puede hacerlo suministrándose dosis cada vez menores hasta que lo haya dejado por completo.

Por otra parte, el gesto de llevarse el cigarrillo a la boca es idéntico y, aunque no se inhale de la misma forma, sí que queda cubierta la necesidad psicológica en un muy alto grado, en cuanto el gesto habitual el mover las manos y el brazo, así el de inhalar se llevan a cabo.

La prueba de la efectividad del cigarrillo electrónico en el proceso de abandonar el hábito del tabaco está en un estudio realizado en Sudáfrica sobre 349 pacientes, de los que el 45% abandonaba el tabaco gracias al cigarrillo electrónico en un plazo de 2 meses.

En todo caso, son muchos los métodos para dejar de fumar y a cada cual le sirve uno diferente. Lo único que tienen en común todas las fórmulas es la voluntad del futuro exfumador.

No dejes de leer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.