¿Fumar o vapear? Diferencias precisas

Se utiliza el concepto “vapear” porque los cigarrillos electrónicos, están compuestos esencialmente por un atomizador y un vaporizador, que convierte el líquido que conlleva en vapor cada vez que se inhala. La mejor forma de vapear es hacerlo lenta y prolongadamente, a modo de generar más cantidad de vapor y alargar la vida útil del vaporizador o atomizador.

Cuando se trata de fumar, estamos hablando de una práctica en donde se inhala una sustancia tal como la nicotina, la cual es totalmente peligrosa porque se absorbe a través de los pulmones.

Adicción al cigarrillo

La adicción al cigarrillo convencional, posee dos aspectos diferentes: adicción psicológica y adicción química. La psicológica permanece siempre en el usuario, ya que siente la necesidad de poseer siempre algo en la mano, prender un cigarro e inhalar el humo. En cambio, la adicción química se debe básicamente al consumir de la nicotina, un compuesto adictivo y químico.

Los tratamientos para dejar de fumar utilizan nicotina en reducidas dosis, con el objetivo de limitar la dependencia hacia este compuesto. Esos métodos han de incluir los parches y/o chicles con nicotina.

Al tener el mismo comportamiento que con el cigarrillo tradicional, es decir, poseer algo en la mano, inhalarlo, visualizar el humo y sentir el olor a tabaco, el cigarrillo electrónico logra combatir esas adicciones.

¿Es mejor vapear que fumar?

Es cigarrillo electrónico posee dos objetivos, convertirse básicamente en uno de los suplentes del tabaco e intentar de esa manera, ayudar a quienes desean dejar de fumar. Las ventajas principales del cigarrillo electrónico en comparación con el cigarrillo tradicional son: el cigarrillo electrónico no posee alquitrán ni otras sustancias nocivas y cancerígenas para el organismo humano.

Los cigarrillos tradicionales poseen alrededor de cuatro mil sustancias químicas, como por ejemplo el monóxido de carbono. Además, es totalmente inofensivo para el medio ambiente y para todas aquellas personas que rodeen a quien está vapeando, sin el peligro de que éstas, estén fumando pasivamente.

El cigarrillo electrónico puede ser utilizado en muchísimos lugares en donde no está apta el cigarrillo tradicional, ya que no molesta a terceras personas ni genera peligro de incendio. El objetivo básico del cigarrillo electrónico es dejar de fumar sin tener efectos secundarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.