Hábitos para no recaer en el tabaquismo.

Debido al aumento del tabaquismo en el mundo, y de igual manera, en el acrecentamiento de las enfermedades cardiovasculares, cánceres y enfermedades respiratorias en fumadores activos y pasivos, se ha tornado una necesidad el buscar alternativas para que la población de fumadores disminuya sustancialmente a nivel mundial, generando de esta manera diversos artículos de consumo y terapias alternativas que buscan mantener alejados del cigarrillo a las personas adictas a la nicotina.

Para muchas personas que dejan de fumar, el proceso se convierte en una lucha interna constante entre el cuerpo y la mente, ya que los componentes del cigarrillo, específicamente la nicotina, afecta el cerebro quien recibe esta sustancia como un efecto placentero.

Por ende, el primer paso para conseguir buenos hábitos y mantenerse alejado del cigarrillo, es darse el tiempo para reflexionar y encontrar actividades que le generen ese mismo placer. Una saludable opción es: Tomar el camino del ejercicio físico. El salir del hogar y caminar para una persona que está dejando de fumar, no sólo es provechoso a nivel físico sino también mental, ya que ejercitarse produce dopamina en el cerebro al igual que la nicotina, sólo que esta manera alarga la vida de una persona.

Otro punto crucial al momento de decidir renunciar al consumo del cigarrillo, y sobre todo, en los primeros días de desintoxicación, es el efecto del síndrome de abstinencia que se genera en el fumador, lo cual hace que muchas veces se recaiga en el mal hábito; y para eso, existe la posibilidad de utilizar el parche transdémico de nicotina. Este parche permite que el cuerpo reduzca los síntomas de abstinencia y con un adecuado uso bajo la supervisión médica, pueden obtenerse buenos resultados.

Las terapias alternativas son un buen aliado para la persona que desea realmente dejar de fumar. Terapias bioenergéticas, acupuntura, fitoterapia, son herramientas que los fumadores tienen a la mano para liberarse del cigarrillo y evitar una muerte prematura.

La terapia bioenergética es un procedimiento muy completo ya que trabaja a nivel mental, emocional físico y espiritual. Por su parte la acupuntura es uno de los métodos que tiene un alto porcentaje de efectividad para dejar el mal hábito de fumar. La fitoterapia es el uso de plantas como medicina para curar las enfermedades, para dejar el cigarrillo se puede hacer uso de la cúrcuma, grifona o el llantén.

Otra de las actividades que ayudan en el proceso de desintoxicación de la nicotina es el realizar yoga y los masajes corporales. El ejercitarse diariamente estimula el cerebro, y es necesario que el cuerpo se oxigene correctamente, para ello dentro de la rutina que se realice, se puede complementar con los ejercicios del yoga, por medio de los cuales se oxigenará correctamente, la sangre y músculos.

El dejar completamente el cigarrillo es indispensable tanto para el fumador como para quienes lo rodean, pero es importante tener en cuenta que para lograrlo, se requiere sobre todo determinación personal y autocontrol para cambiar los malos hábitos y de ésta manera no recaer en el tabaquismo.

Palabras relacionadas: Tabaquismo, terapias para dejar de fumar, dejar de fumar.

Links relacionados:

http://www.botanical-online.com/dejardefumarventajas.htm

http://www.elmundo.es/elmundosalud/graficos/tabaco.html

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/druginfo/meds/a601084-es.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.